Identificarse    Foro    Buscar    FAQ

Índice general » Ophelia » teatro y aparte · críticas




 Página 1 de 1 [ 1 mensaje ] 




Valoración del espectáculo
Excelente 0%  0%  [ 0 ]
Muy buena 100%  100%  [ 1 ]
Buena 0%  0%  [ 0 ]
Regular 0%  0%  [ 0 ]
Mala 0%  0%  [ 0 ]
Muy mala 0%  0%  [ 0 ]
Votos totales : 1
 
Autor Mensaje
 Asunto: Love Songs, de Carlos Fernández, en El Canto de la Cabra
 Nota Publicado: Mié Dic 12, 2007 7:16 pm 
Desconectado
megaforero
megaforero
Avatar de Usuario

Registrado: Sab Dic 16, 2006 10:53 am
Mensajes: 271
Ubicación: Dinamarca
Sobre Love Songs
Un espacio dispuesto para compartir. Enseguida me pregunté si iba a estar sentado siempre en la misma silla, pero fue inevitable estarse quieto. No había leído el texto del programa por lo que estaba dispuesto a ver una pieza, no tres como después queda establecido, por lo que procuraba como espectador dar importancia a todas las transiciones.
Empecé de acuerdo con la austeridad de la escena. Parecía que todo tenía un exacto sentido, donde la evolución de los videos o las variaciones de la intérprete son como una respiración leve e incisiva. El espectador observaba el mundo desde la distancia y con la necesaria indolencia. Es bellísimo saber que uno puede observar cómo un niño en medio del fango intenta hacer algo serenamente, y tener la confianza de que ese daño que surge en su alma es liberador. Yo tampoco sé si es justificado, como Celan argumentaba, poner el trauma o el sufrimiento inconsciente al servicio del arte, pero en mí provoca una apertura del corazón.
Después ya mi alma intelectualmente dañada se pudo identificar con un ente con mascarilla, guantes y botas que encarna la intérprete. A veces me preguntaba por qué estuvo este ente durante la proyección del primer video: le di sentido en el momento de su exposición activa en el rito escénico, dejando que nosotros como espectadores pudiéramos respirar con él. Creo que la iluminación desde abajo al ente al que sólo escuchábamos respirar y frotar los guantes, era de nuevo perfecta en austeridad poética, igual que los dos lieds o canciones grabados, aunque siempre mi mente artesana quisiera saber si sería posible oír a una mujer en el propio espacio del rito cantando esa mismas piezas. La aparición y desaparición de la música de nuevo estaban en un ejercicio posible de levedad. Lo que en un principio era una entidad violenta, el enmascarado, se fue convirtiendo en una especie de Pierrot triste, totalmente articulado por la respiración. Este solo de la intérprete ejerció en mí una emoción entre melancólica e impositiva. Por momentos era tremendo observar las manos, por momentos los pies sobre el suelo, por momentos la evolución de la mascarilla inerte.
Se inició la tercera parte, o pieza, o tercer fragmento de reflexión sobre la realidad, con la manipulación de la intérprete poniendo proyectores y dejando su cara descubierta, lo que ejerció una ruptura en mí, una manera de no apegarme a las imágenes anteriores. Y se entra en un espacio de observación, donde de nuevo me pregunté si podría moverme de la butaca. Me situé como espectador documental, con un ligero toque de turista compasivo al que diagnostiqué de ciudadano perfecto del mundo. Por supuesto que contemplaba las imágenes de este nuevo video con mucho interés: al viejo del puro, la fila de monjes, las mujeres con las telas y al perro cojo, pero no quería participar de la emoción que suponía sus desarrollos. No sé si me faltaban datos, una transición aún más neutra, o que la información dejó de ser lírica para pasar a ser estrictamente estructural... quizá me acordaba del niño del video inicial, y estas últimas imágenes hirieron lo más perfecto de mi umbral del dolor.
Pienso que el proyecto de Love Songs es eficaz desde un sentido de composición lírica, incluso es eficaz provocar un cierto estado de indolencia, que también dejan las canciones de amor al final de una juerga o al final de un pesado día, cuando las frases se empiezan a sentir porque recuerdan, o porque son impúdicas ante nuestra realidad. Creo que sugerir el verdadero dolor posibilita un camino de investigación poética en escena.
-----------
Jesús Barranco

_________________
OPHELIA, revista de teatro y otras artes


Arriba 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
 
 Página 1 de 1 [ 1 mensaje ] 




Índice general » Ophelia » teatro y aparte · críticas


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 3 invitados

 
 

 
No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  
cron
Mantenimiento Dátibus