ophelia.es
http://www.ophelia.es/foro/

Steven Cohen se estrena en España
http://www.ophelia.es/foro/viewtopic.php?f=7&t=1313
Página 1 de 1

Autor:  OPHELIA [ Jue Feb 10, 2011 1:53 pm ]
Asunto:  Steven Cohen se estrena en España

Caminando sobre nuestros antepasados
¡Aleluya! Finalmente la escena contemporánea promueve encuentros de gigantes, que no se quedan en las pajitas mentales que nos matan de aburrimiento, ¡y se exponen, exhiben, se abren de piernas, de corazón, de cuerpo y alma y defecan sobre los prejuicios de esta sociedad obsoleta, que sin nosotr@s seria zombieland!
Uno de esos Gigantes, o mejor, un Coloso de la performance y del Arte Contemporáneo nos ha regalado una soirée inolvidable: Steven Cohen con su Golgotha.
La instalación escénica que podemos observar al entrar en el patio de la Casa encendida habla ya de maestría, de delicadeza, de diversos niveles de entendimiento y consciencia, de glamour, y claro está, de un sentido refinadísimo de la estética: dos maniquíes exhiben sendos trajes-corpiños magníficos, uno de inspiración barroca, en rojos, dorados y espejos, y el otro compuesto por dos esqueletos humanos de cartón, enlazados uno en el otro de manera que forman un estupendo atuendo digno de Tim Burton; una cruz en el suelo compuesta por delicados y coloridos objetos de cerámica de la Atlántida y flores naturales, y en el lado opuesto una instalación entre hospitalaria y de club de sexo sado-masoquista (que al final es lo mismo).
Las luces se apagan y una proyección nace, y antes de que veamos al creador en persona, lo descubrimos ya en todo detalle, con su cuerpo, su masculinidad (des)vestida con el corpiño Royal Red&Gold y su maquillaje mariposa. Montado sobre sus tacones-calavera de 50 cm, Steven Cohen se mueve con delicadeza, con fragilidad, estimulando el desequilibrio y la inestabilidad de ese caminar sobre nuestra herencia judeo-cristiana... y la lleva de paseo por las calles de New York, delante de las tiendas de marca del consumismo occidental, donde al lado de un Gucci o de un Chanel, o delante del Banco de América, ¡se pueden comprar huesos humanos para consumo personal!
En persona, Steven, llega lleno de poesía, dibujando gestos detrás de una pantalla translucida, para luego presentarse ante nosotros con su paseo bien en avant scène, con sus tacones-pezuña y su tutú negro.
Alternando video y performance en vivo, Steven nos mantiene en suspense en nuestros asientos con la fuerza de su viaje iniciático más allá de la muerte, del despojo, su travesía por el infierno del imperio materialista de occidente, del cual anuncia la decadencia y caída.
Su entrada como Alien-buzo que viene liberarnos del peso de esa herencia judeo-cristiana, utilizando ese mismo peso en la suela de sus botas, para aplastar esa delicada fe, colorido sentimiento de culpa y sacrificio, fragilidad contundente con la cual martirizarnos a nosotros y a los pies desnudos que pisaran esos añicos de mea culpa. ¿La luz? Esa luz «verdadera» que nos debe guiar... ¡bah! Se apaga con un interruptor o se funde porque le da la gana al Papa, o a los más papistas que él. Pues Steven nos enseña la verdadera luz, y explota una a una esas bombillas de la hipocresía como quien come Ferrero Rochers (¡pfff, qué bombones más aburguesados, Ambrosio!), o mejor: les da un bocado y los escupe.
Steven Cohen, con los pies alzados sobre la muerte y el peso de la tradición, y la cabeza en lo más etéreo de una pincelada de glitter («purpurina» para los anti-idiomáticos) y de reflejos de alas de butterfly («mantequilla voladora» para los ídem), va al fondo del abismo y nadie podrá negar el conflicto dramatúrgico de un «Hallelujah» aún flotando en el aire mientras nos hace ver lo crudo de una ejecución real de pena de muerte por silla eléctrica.
Cohen viene con su postura anti-mesiánica a gritar silenciosamente, desnudar a la Dama Ecclesia Hypocrita y Apocrypha, y terminar mirando hacia el pasado-futuro a través del futuro-pasado de los recuerdos-sueños-esperanzas de nuestra zoociedad apática que no cambiará sino por el medio de id-entidades sui generis.
Una delicia: como una tarta nupcial picante y llena de especias... Frágiles de esto-mago abstenerse: y aún así ¡qué bien os convendría cambiar el menú!
Si os lo habéis perdido: el día 14 a las 20 h hay la oportunidad única de un encuentro en tête à tête con el artista, en una conversación precedida por la proyección de su video-performance Chandelier.
¡Y vivan los hombres en tutú y tacones!
-----------
Spicy Tutuboy

Autor:  Sergio Herrero [ Jue Feb 10, 2011 5:45 pm ]
Asunto:  Re: Steven Cohen se estrena en España

El Círculo de Espectadores de Escena Contemporánea colgó esto en su blog después de la primera función:
http://escenacontemporanea.com/2011/cir ... res/?p=477

Autor:  rodomonte [ Jue Feb 10, 2011 6:14 pm ]
Asunto:  Re: Steven Cohen se estrena en España

Y aquí está la crítica (?) de El País.
http://www.elpais.com/articulo/madrid/t ... mad_16/Tes

Página 1 de 1 Todos los horarios son UTC
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
http://www.phpbb.com/